En esta nueva entrada de nuestro blog queremos hablaros de un aspecto muy importante para la seguridad en la conducción como son los neumáticos.

Es conveniente hacer una revisión del coche siempre antes de un viaje, pero si no es factible, al menos debemos revisar nuestros neumáticos, ya que de ellos depende gran parte del viaje. Del mismo modo, si nuestro vehículo ha hecho un viaje largo o ha ido muy cargado, debemos llevarlo a revisión para comprobar el aire y la presión de nuestros neumáticos.

Los neumáticos son una parte fundamental para el buen funcionamiento de nuestro automóvil. Tienen una importancia capital para la seguridad y el rendimiento del vehículo y se trata del único punto del vehículo que está en contacto con el suelo. Esta “exclusividad” de ser la unión del vehículo con la calzada, lo hace tener una serie de funciones que detallamos a continuación.

  • Soportar las cargas del propio vehículo y resistir las sobrecargas de la dinámica del coche, tanto en aceleración como en frenada.
  • Transmiten la potencia del motor en los esfuerzos en curva, en la frenada y en la aceleración.
  • Rodar regularmente y de forma segura.
  • Guiar el vehículo en dirección y por cualquier tipo de suelo o condiciones climáticas.
  • Amortiguar y salvar las irregularidades de la carretera aportando una gran comodidad al conductor y los pasajeros.
  • Durar el mayor tiempo posible de vida útil rindiendo y ofreciendo las mejores prestaciones